Carta Dani Herrera

"Nunca dejes que nadie te diga que no puedes hacer algo"

Copyright © All Rights Reserved

 

Carta Dani Herrera

 

Justamente hoy hace 1 año, que el destino te puso en mi camino, casualidades de la vida… Yo me encontraba decidido a sacarme el título de monitor de pádel para poder ejercer con más criterio mi profesión, sólo conocía la federación andaluza y española, pero era demasiado dinero en mi opinión y en Málaga no salía, esperando me hallaba, cuando de pronto se presento en Google “RFP Pádel Plus”, y dije mira una alternativa, llame, hable con una secretaria llamada Ana y un chico que me lo explico todo a la perfección Francis, y me decidí a hacerlo con ellos, se han ganado mi confianza, a ver que me encuentro…

 

Tuve que hacer encaje de bolillo, para poder asistir al curso, sin coche y combinar los horarios, llegué 20 minutos tarde, y la primera en la frente, un tipo repeinado, con una sudadera negra con una “M”, me echa la bronca, por llegar tarde, ¡empezamos bien!, lo siento fue mi respuesta, ¡me da igual! su réplica… Valiente gilipollas fue la frase que apareció en mi cabeza, yo aquí haciendo lo imposible por venir y tardó 20 minutos y mira…

 

Nunca podría imaginar que a partir de ese momento, iba a cambiar mi vida y mi futuro laboral, me introdujo en una galaxia que nunca podría imaginar que existiera…

Escuché por primera vez vídeo – análisis, informes trimestrales de la progresión adquirida en el proceso formativo del pádel, sensatez…

 

¿El pádel de verdad tiene este vocabulario?

 

Oportunidades de mejorar, de formarme, de negocio, de ganar dinero, se abrían en mi universo, sabía que tenía que trabajar y que no iba a ser fácil, muchísimos obstáculos y barreras se abrían ante mí…

Y sobre todo dudas y miedo que debía neutralizar con la seguridad del trabajo bien hecho, el sendero ya estaba abierto, TÚ, me mostraste la puerta…

 

Dani, tú me diste la entrada al club de los valientes y con este pequeño homenaje te doy las gracias, por ser como eres, por ofrecerme tanto como profesional, por responder mis whatsapps y correos al instante, y sobre todo por ofrecerme tanto como persona, tu calidad humana no tiene límites…

 

¡Un abrazo amigo!